29 Jun

Commod-IT

Los profesionales más cercanos a las áreas de gestión de las TI saben que la frase más manida de los últimos tiempos en las reuniones con negocio es:

La IT tiene que ser una commodity igual que la electricidad y el agua.

Como proposición parece realmente atractiva, sobre todo si eres un CIO preocupado por el mantra de la reducción de costes, pero la realidad es bastante más compleja que llegar y abrir el grifo. Pero empecemos por el principio ¿que es una “commodity”? nada mejor que wikipear un poco para saber que “commodity” es cualquier cosa sobre la que existe un mercado de futuros organizado, y para que nos vamos a engañar: todavía no estamos a ese nivel en la IT. Cuando hace un par de años Jeff Barr hablaba en una conferencia en Madrid sobre la posibilidad de que Amazon subastara su capacidad de proceso  en una bolsa, el auditorio fue cuando menos excéptico, bueno la verdad es que todo el mundo esperaba ilusionado los saladitos y el café de rigor sin prestar atención a esa proposición realmente rompedora que se había realizado esa tarde.

Aquel día es lo mas cerca que he estado en los últimos tres años del concepto de IT como comodity, tambien conocido como Cloud Computing. En realidad creo que en estos tres años hemos avanzado más bien poquito, sobre todo porque, centrados en la tecnología, hemos despreciado claramente los verdaderos retos, que son la gestión y la estandarización del software.

Entre medias ha habido buenas noticias, es evidente, pero de momento más en el lado de las infraestructuras IT que en la de los servicios. Recomiendo ver este video del Data Center de Google para tener claro que la estandarizacion y “commoditización” de la infraestructura no solo es posible, sino deseable. Goggle, con esta estrategia de computación en Red, hace realidad la idea acuñada en 1984 por John Gage de Sun Microsystems: “The network is the computer” acuñada en 1984 por John Gage de Sun Microsystems, con el tiempo veremos como el número de Centros de Proceso de Datos se va reduciendo drásticamente y en un futuro no muy lejano probablemente se acerquen en orden de magnitud al número de centrales eléctricas (se me ocurre que incluso no sería mala idea que estuvieran al lado de ellas y se pudiera utilizar las redes de alta tensién como autopistas de datos).

Visto que la infraestructura IT avanza imparable hacia convertirse en commodity, ¿que ocurre con el resto?, evidentemente me refiero a las aplicaciones. Bien, las cosas avanzan pero no tan rápido como nos gustaría, el software es mucho más complejo y a pesar de los esfuerzos de los últimos años (CCMI, metricas de calidad, componentización, web services, SOA, patrones de desarollo,…) sigue siendo más un arte que una ingeniería (perdón de antemano si alguién se siente ofendido). Los proveedores mas avanzados como Google y Amazon imponen todavía restricciones muy importantes al tipo de aplicaciones que se pueden desplegar el la Nube, esto es evidentemente debido a la dificultad de controlar el comportamiento de las mismas para evitar que unas impacten en el rendimientos de otras con las que comparten infraestructura. Es difícil hacer una previsión sobre cúando se podrá usar la Nube con la  suficiente libertad como para que se puedan desplegar en ellas aplicaciones específicas de negocio y no solo de propósito general o paquetizadas (Software as a service) como en la actualidad. De momento habrá que tener paciencia y enfocarse desde el punto de vista empresarial en las posibilidades reales de computación en Cloud  que son: correo electrónico, gestión documental, sistemas de CRM, algunos módulos de ERPs’s, etc,… si los sumamos todos son un trozo nada despreciable del presupuesto de IT de cualquier corporación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *